Widget HTML Atas

6 maneras fáciles de evitar que un perro haga caca en su jardín

6 maneras fáciles de evitar que un perro haga caca en su jardín

Evitar que su perro haga caca en su césped

Después de pasar horas manteniendo su jardín y haciendo que todo sea perfecto, tal como lo desea, lo último que necesita es que aparezca un poco de caca de perro y arruine todo. Esto puede no ser muy agradable, especialmente si no eres dueño del perro. Entonces, ¿cómo puede evitar que un perro haga caca en su jardín?

Para ayudar a evitar que un perro haga caca en su jardín, intente usar un repelente de perros comercial o ecológico, o podría instalar algunas cercas o algunos rociadores para ayudar a disuadir al perro. Si no es su perro, puede ir y hablar tranquilamente con el dueño del perro sobre el problema y colocar algunos carteles.

En este artículo, explicamos cómo puede evitar que su perro haga caca en su jardín y cómo puede evitar que el perro de un vecino haga lo mismo si usted no es el dueño del perro. Hay algunos métodos sencillos y económicos y algunos más costosos, pero hay una opción para todos.

Evitar que su perro haga caca en su césped

Si tienes un perro, pero también pasas una cantidad significativa de tiempo cuidando tu jardín, es posible que no quieras que tu perro lo use como baño. Afortunadamente, hay muchos métodos disponibles que podrían ayudar a evitar que su perro haga caca en su jardín sin hacerle ningún daño.

Algunos de estos métodos pueden ser costosos o llevar mucho tiempo, pero valen la pena. Veamos cómo puede evitar que su perro haga caca en su jardín.

1 - Establecer barreras

Una excelente manera rentable de ayudar a evitar que su perro haga caca donde usted no quiere es colocar algunas barreras alrededor de su jardín. Este método es una solución eficaz al instante que evitará que su perro acceda a determinadas zonas.

Podrías colocar algunas cercas, que pueden ser un poco caras, pero puedes conseguir pequeñas cercas para proteger tus macizos de flores, por ejemplo, o para arrinconar tu área de barbacoa favorita de tu jardín. Estas vallas más pequeñas harán el trabajo a menos que tenga un perro particularmente decidido.

Si no te gusta la estética de una cerca pequeña, puedes usar plantas como barrera, como acebos, que evitarán que tu perro entre en áreas específicas. O puede usar cosas sobre las que a los perros no les gusta caminar, como grava o caminos con mantillo.

2 - Crea una zona de caca para tu perro

Crear una sección de caca para su perro en su jardín es una excelente manera de mantener el resto de su jardín libre de caca. Para hacer esto, debe entrenar a su perro para que use una ubicación en particular, y puede marcar esta ubicación con un poco de arena.

Luego, debe usar muchos elogios y estímulos durante el entrenamiento. Sería más efectivo comenzar este adiestramiento cuando su perro aún es un cachorro, pero se puede realizar con un perro adulto.

Debe ser persistente con el entrenamiento de su perro y no enojarse con él si se equivoca de vez en cuando mientras aprende.

3 - Usa repelentes

Hay muchos repelentes de perros seguros que puede usar para ayudar a entrenar a su perro a hacer caca en ciertas áreas y evitar otras áreas. Un repelente muy eficaz que podría utilizar es el vinagre, pero hay algunos más como el aceite de almendras, lavanda o citronela.

Estos repelentes son seguros para su mascota, pero ayudarán a proteger áreas de su jardín de sus depósitos diarios. Si no desea usar aerosoles, puede plantar sus equivalentes de plantas que aún harán el trabajo.

Puede plantar lavanda y citronela en ciertas áreas, o una planta llamada planta de gato asustadizo (Coleus Canina) que tiene un olor muy potente para los animales.

4 - Configurar rociadores

Instalar algunos aspersores es una excelente manera de ayudar a evitar que su perro haga caca en áreas específicas de su jardín, pero esto solo funcionará si su perro no disfruta del agua. Este método de prevención es una excelente alternativa a las cercas o repelentes si no desea la estética ni los olores en su jardín.

Puede configurar sistemas de rociadores en ciertas áreas de su jardín, pero deje una zona de caca para su perro desinstalada. Esta puede ser una opción costosa, pero obtienes el beneficio de no necesitar regar tu jardín a mano.

5 - Ten paciencia y sé constante

Lo más importante cuando intentas entrenar a tu perro dónde y dónde no defecar es la paciencia, ya que tu perro aún no está acostumbrado a estas reglas. También debe ser constante, y cada vez que deje salir a su perro para usar el baño, debe acompañarlo y alentarlo a que haga caca en el lugar correcto.

Es imperativo que no te enojes ni te enfades con tu perro durante este proceso, ya que no entenderá por qué le estás gritando. Debe estar tranquilo y permitir algunos errores de vez en cuando.

6 - Utilice los olores a su favor

Todos sabemos que los perros tienen narices fuertes y sensibles, por lo que puedes usar esto a tu favor cuando intentes entrenar a tu perro para que no haga caca en tu jardín. Los perros evitarán cualquier olor nuevo, por lo que si un lugar huele desconocido, en su lugar regresarían a un área con la que saben que se sienten cómodos.

Puede utilizar este hecho engañando a su perro para que piense que ciertas áreas de su jardín no son familiares al cambiar su olor. Esto hará que tu perro regrese a su zona de defecación sin dudarlo. Debe asegurarse de usar un aroma que repelerá a su perro y no lo atraerá.

Puede usar los mismos sentidos que se consideran repelentes mencionados anteriormente, o puede usar un olor diferente específico para su perro que sepa que no le gusta.

Evitar que el perro de un vecino haga caca en su césped

Si usted es un propietario que cuida bien su jardín y dedica una cantidad significativa de tiempo a mantener todo, puede ser desalentador cuando vaya a mirar en su jardín solo para encontrar alguna caca de perro esperando por usted.

Esto puede estar bien de vez en cuando, pero cuando parece que se ha convertido en algo habitual, es un problema que debe solucionarse. A continuación se muestran algunas cosas que puede intentar para evitar que el perro de un vecino haga caca en su césped. Recuerde, el objetivo no es lastimar al perro, por lo que todas estas son opciones seguras para el perro.

1 - Utilice repelentes comerciales

Si el perro de sus vecinos está haciendo caca en su jardín, puede comprar un repelente para perros para ayudar a disuadir al perro de continuar con esta práctica. Hay muchos repelentes de perros comerciales diferentes en el mercado hoy en día que puede intentar encontrar uno que funcione para usted.

Debería poder encontrar algunas opciones en una tienda cercana, pero si no puede, entonces hay varias disponibles en las tiendas en línea que puede ordenar y recibir en su puerta. Solo tenga en cuenta que estos repelentes pueden ser bastante costosos, por lo que es posible que desee ver y probar algunas de las alternativas que se mencionan a continuación primero.

2 - Use repelentes caseros ecológicos

Si desea evitar cualquier químico dañino al tratar de disuadir al perro de hacer caca en su jardín, entonces hay muchos repelentes para perros ecológicos que puede hacer en su cocina y que pueden hacer el truco.

Siempre debe recordar que no todos los perros son iguales, por lo que un repelente puede funcionar para un perro pero no para otro; tendrá que experimentar para encontrar el que funcione para su jardín.

Una de las mejores formas de evitar que los perros defequen en su jardín es verter o rociar vinagre alrededor de su jardín. Los perros tienen narices extremadamente sensibles, así que utilícelo a su favor.

Otro repelente que puedes probar es el aceite de citronela, que es más caro que el vinagre, pero sigue siendo más barato que los productos fabricados comercialmente. Los perros odian el olor de este aceite y no se acercan a él, por lo que este producto es imprescindible.

Suponga que no quiere ir a comprar algo; Puede que ya haya algo en su cocina que pueda ayudar. Puede usar un poco de chile en polvo o pimienta de cayena para ayudar a disuadir a los perros de hacer caca en su jardín.

Solo necesita rociar uno de estos alrededor de su jardín y puede mezclar el polvo con un poco de agua y jabón líquido para ayudar a que se adhiera a las áreas de ladrillo o concreto. Solo asegúrese de lavar el ladrillo o el concreto con vinagre primero para eliminar cualquier olor tentador que pueda haber allí.

3 - Cerque su patio

Esto puede ser una buena cantidad de trabajo y puede ser un poco más costoso, pero si desea ayudar a proteger el césped en el que trabajó duro y en el que dedicó mucho tiempo y energía, entonces coloque una cerca o una barrera. de algún tipo alrededor de su jardín puede ayudar a protegerlo de la caca de perro.

Esta es una excelente opción para mantener una relación amistosa con sus vecinos y lograr que sus perros dejen de hacer caca en su césped, ya que envía un mensaje claro de que no deben permitir que sus perros hagan caca allí.

Esta también es una opción más permanente, por lo que no necesitará gastar dinero todos los meses en repelentes para perros. Si vallar todo su jardín es demasiado costoso, puede vallar las secciones que son más importantes para usted.

4 - Utilice mantillo y plantas a su favor

Si no quiere seguir la ruta de cercar todo o usar repelentes, entonces puede usar su jardín a su favor en esta situación también. Puede colocar un poco de mantillo y plantas específicas en su jardín si los perros tienden a defecar en sus macizos de flores.

A los perros no les gusta caminar sobre mantillo u otras coberturas del suelo que puedan irritarlos a ellos y a sus patas. Puede incluir cosas como algunas piñas gruesas, recortes de plantas espinosas para arbustos de rosas o moras, o incluso algunas astillas de madera grandes.

Debe intentar evitar el uso de arena, o al menos debe cubrir todas las áreas arenosas de su jardín con mantillo, ya que a los perros les gusta cavar y pueden sentirse atraídos por la arena. También puede plantar plantas espinosas entre sus otras plantas como arándanos, acebos, agave o tunas para ayudar a disuadir a los perros de hacer caca en esa área.

Recuerde nunca usar cebolla o ajo para repeler a los perros ya que estas plantas son tóxicas para los perros; Si los perros comen accidentalmente, será necesario una visita al veterinario, lo que destruirá su buena relación con sus vecinos.

5 - Establezca carteles desalentadores

Si asume que el problema son los dueños del perro y no el perro en sí, lo que significa que sus vecinos permiten que sus perros hagan caca en su jardín y piensan que está bien, entonces debe informar al dueño del problema.

Puede hacer esto de manera simple y fácil colocando algunos letreros para disuadir al propietario de dejar que su perro haga caca en su jardín o al menos limpiar los desechos de su perro si lo hace.

También puede colocar letreros que muestren que el dueño del perro podría pagar una multa si lo descubren saliendo sin limpiar la caca de su perro de su césped.

6 - Habla con el dueño de los perros

Si no se siente cómodo con realizar alguna de las acciones mencionadas anteriormente, también está bien, ya que aún puede resolver el problema. Vaya y tenga una conversación significativa y tranquila con sus vecinos, que podría ser suficiente para evitar que los "regalos" no deseados aparezcan en su jardín.

Cuando hable con su vecino, asegúrese de acercarse a la persona adecuada en el hogar, ya que no quiere provocar una escena con alguien que no tiene la culpa. También debe recordar que es posible que el dueño del perro ni siquiera sepa que su perro está usando su jardín para sus depósitos diarios.

Una buena cosa es que antes de ir a hablar con su vecino, debe intentar tomar una foto del culpable para tener alguna evidencia en caso de que el dueño no le crea.

Cuando finalmente hable con el dueño del perro, debe mantener la conversación cortés y liviana, no acusadora ni argumentativa. Lo último que necesitas es pelear con alguien por la caca de perro.

Pensamientos finales

Los perros son animales encantadores, pero hacen caca y usarán su jardín como un lugar para hacer sus necesidades, lo que puede ser molesto, especialmente si no es su perro. Hay varias formas de evitar que esto suceda, y pueden funcionar con su perro y los perros de su vecino.

Buena suerte con el problema de las heces de tu perro y recuerda mantener siempre la calma sin importar cómo abordes el problema.

No hay comentarios for "6 maneras fáciles de evitar que un perro haga caca en su jardín"